Sequía: Sin obras de manejo hídrico concretadas por la Provincia, la situación sería “dramática”

Compartir

Para el doctor Hugo Bay, subsecretario de Recursos Naturales, Ordenamiento y Calidad Ambiental, “si esta sequía nos encontraba sin todas las obras de manejo hídrico que concretó la Provincia, merced a la planificación estratégica del gobernador Gildo Insfrán, la situación hubiese sido absolutamente dramática”.

En declaraciones a AGENFOR, el funcionario explicó que “no sólo nuestra provincia está viéndose afectada por los incendios, ya que se trata de una cuestión generalizada que tiene que ver con una situación que se da en toda la ecorregión del Gran Chaco Americano, alcanzando también al centro de nuestro país”.

Explicó que en el caso concreto de Formosa, “hemos sufrido incendios de pastizales, fundamentalmente, ya que en general se habla de incendios forestales, pero lo que se da en nuestra región y nuestro territorio son quemazones de pastos. Tenemos grandes pastizales naturales y otros que están producidos por cambios de uso del suelo y las pasturas artificiales para ganadería”.

«Es por ello que nuestra principal afectación está dada en la producción y, obviamente, en la naturaleza que también sufre los rigores de estos acontecimientos que son extremos y están asociados al cambio climático”, alertó.

Marcó que “se habla permanentemente sobre este fenómeno del que antes se discutía si era o no producto de las actividades humanas; y hoy eso ya no está en debate” e indicó que “sabemos que éstas son consecuencias de una matriz energética basada en los restos fósiles, o sea petróleo y gases”.

Esto tiene que ver con “el crecimiento económico que han producido los países desarrollados del Norte, que han generado los gases del efecto invernadero, originando ese cambio climático que hoy ocasiona alteraciones muy intensas a nivel planetario”.

En este contexto, alertó Hugo Bay que «a pesar de que en Formosa contamos con los recursos naturales y los ambientes en buen estado, sufrimos las consecuencias del desastre que han hecho en otros lugares del mundo”.

“Todas estas cuestiones hacen que pongamos en valor nuestros recursos naturales –remarcó-. Siempre digo que si el mundo hubiese cuidado los bosques nativos como la provincia de Formosa no tendríamos estos problemas. Pero estamos sufriendo las consecuencias de ese uso indiscriminado que a partir de la Revolución Industrial se empezó a dar en los países del Norte”.

Extrema sequía

A su vez, el subsecretario de Recursos Naturales advirtió a esta Agencia que “estamos atravesando una situación de extrema sequía, donde algunas localidades han sido más afectadas”.

En este punto, consideró necesario esclarecer la cuestión e indicar que “la prensa nacional habla de los incendios del Delta o de la provincia de Córdoba y los adjudican a situaciones que tienen que ver con su realidad, producto dicen de los negocios inmobiliarios o que son los mismos productores que queman”.

Sin embargo, consideró que “en Formosa, la situación es totalmente distinta porque estamos viviendo la época seca que es normal en este momento del año, pero la misma viene de arrastre, ya que hemos tenido un verano muy seco por el déficit de lluvias que se dio”.

De manera que este cuadro de extrema sequía está generando esta afectación, en la que los productores y la fauna silvestre son los más perjudicados del accionar irresponsable de seres humanos que, ya sea por descuido o alguna intencionalidad, generan incendios, los cuales en su gran mayoría son producto de situaciones ocasionadas por las personas.  

“Por eso, -subrayó- es muy importante actuar con muchísima responsabilidad y cuidado en estos momentos tan secos, puesto que al estar en estas condiciones el ambiente debemos medir nuestra manera de relacionarnos con él”.

Afectación

En el caso de Formosa, señaló que “la producción se vio notoriamente afectada por los acontecimientos de tener una elevada temperatura, de entre 40º y 46º grados, durante muchos días, y al estar el ambiente tan seco se genera esta afectación, que es producto de este desequilibrio que estamos viviendo”.

“Tiene mucha razón el gobernador Insfrán cuando plantea la necesidad de las obras de manejo del agua, porque si esta sequía nos encontraba sin todas las obras de manejo hídrico que concretó la Provincia, merced a la planificación estratégica del mandatario, la situación hubiese sido absolutamente dramática, ya que se hubiera visto muchísimo más afectada la población por la carencia de precipitaciones”, consignó.

Para finalizar, recalcó que “todo esto hace que se redoblen los esfuerzos que está haciendo el Gobierno provincial, anticipándose a este escenario” y consideró que cuando el primer mandatario provincial se refiere al acueducto como la obra del siglo “se refiere a la concreción fundamental que le está haciendo falta a los formoseños y en la que todos los años insiste, puesto que es muy costosa”.

“Ahora, con el actual Gobierno Nacional y luego de que fuera paralizada por la gestión macrista, se la está retomando. Esas son medidas que van a ayudarnos a enfrentar este escenario de cambio climático”, concluyó.