Compartir

Se ofrecen sin costo a los pacientes, mediante un trabajo articulado de profesionales del sistema de salud

Como parte del continuo refuerzo de las atenciones a pacientes con afecciones neurológicas, personas de distintas edades fueron beneficiadas con consultas conjuntas, que llevaron a cabo los equipos de los servicios de neurología del Hospital Central y del hospital de Ingeniero Juárez, en esta oportunidad.

Mediante una nueva recorrida y el trabajo articulado por la red de salud pública provincial, neurólogos del Hospital Central brindaron su apoyo a los colegas que se desempeñan en el nosocomio cabecera de la zona oeste, de la provincia, con el objetivo de optimizar las atenciones que se vienen dando a estos pacientes.

En una extensa jornada y cumpliendo con los protocolos para la prevención de COVID 19, se realizaron atenciones por consultorio externo con turnos programados e interconsultas. Las más frecuentes fueron consultas por cefaleas, vértigo, migraña, epilepsia y otras que requieren el abordaje del servicio de neurología. 

Al mismo tiempo, se llevaron a cabo completos exámenes a los pacientes internados, “como parte del tratamiento que reciben y según la patología que presenta cada caso”, comentó el referente del servicio de neurología del hospital Central de Formosa, doctor Miguel Campuzano.

Además, del monitoreo a los que ya se encuentran en tratamiento, fueron atendidas las interconsultas solicitadas desde los centros de salud locales y fueron programados turnos para atenciones de mayor complejidad, con derivaciones a los hospitales de La Madre y el Niño, Alta Complejidad, y   el área de Salud Mental, dependiendo de las edades y de las necesidades específicas de cada paciente.

El equipo de salud destacó que, a pesar de que hace más de un año “estamos en pandemia y en el último mes, hubo rebrotes de coronavirus en varios puntos del interior de la provincia, nosotros podemos seguir ofreciendo esta modalidad de atención conjunta que se repite periódicamente, para tratar a cada uno de nuestros pacientes de la mejor manera posible, con todo lo que el sistema de salud tiene a disposición de forma gratuita”.

En ese sentido, agregaron que esto “fue y sigue siendo posible”, gracias al gran trabajo “que diariamente hacen los colegas del interior y gracias a la comunicación y coordinación entre los efectores de salud de los diferentes niveles de atención. Esto permite optimizar el resultado de los tratamientos para los pacientes y dar contención a sus familias que los acompañan en todo momento”.