Siguen los servicios de salud para pobladores del oeste

Compartir

Con operativos organizados semanalmente

Vecinos originarios, que residen en el paraje 14 de Julio, cercano a la comunidad La Rinconada, en la zona oeste del territorio provincial, renovaron sus controles de salud, a través de una nueva actividad programada por el equipo del centro de salud de la citada comunidad.

“Venimos periódicamente a este paraje para vigilar la salud de sus pobladores mediante los servicios de salud que tenemos disponibles. El monitoreo, se hace tanto a los niños como a los adultos y también ofrecemos atenciones a las embarazadas”, comentaron los referentes del equipo sanitario.

Las familias fueron beneficiadas con atenciones en clínica médica y pediatría, controles de enfermería, vacunación y consultas en general. Fueron agregadas evaluaciones prenatales para las embarazadas, destinadas a los diferentes trimestres de la gestación, a fin de actualizar el seguimiento del estado de salud tanto del bebé por nacer, como de la futura mamá.

Asimismo, se entregaron cajas de leche, suplementos nutricionales y complejos vitamínicos para niños y embarazadas, más los medicamentos indicados por receta. “Se chequearon los carnets de vacunación y se aplicaron las dosis necesarias para que todos estén al día con sus vacunas, desde recién nacidos hasta adultos mayores”, señalaron los agentes a cargo de la inmunización.

En los casos necesarios, fueron programados turnos para  interconsultas específicas y para el control de los tratamientos dados, especialmente para los pacientes con diagnóstico de enfermedades crónicas: diabéticos, hipertensos y otros.

Paralelamente, se repasaron los cuidados para prevenir el coronavirus, haciendo hincapié en el lavado de manos frecuente con agua y jabón, uso correcto del barbijo y mantener la distancia social. En este marco, recordaron la importancia de “no circular y permanecer en las casas el mayor tiempo posible”, para prevenir la circulación y trasmisión del virus.

Sobre el final, desde el equipo sanitario, resaltaron que los servicios de salud no se interrumpieron durante la pandemia. Se siguieron dando a las comunidades habitualmente “solo tuvimos que adaptarlos a  los protocolos y medidas establecidas para prevenir la transmisión del virus”, afirmaron.