Compartir

En el barrio Laura Vicuña, en la zona sur de esta capital la cartera sanitaria provincial, a través del centro de salud El Pucú, viene concretando una serie de acciones en terreno para ofrecer a los vecinos múltiples prestaciones de salud, además de captar pacientes, programar turnos y promocionar hábitos de vida saludables.

El equipo a cargo de las recorridas se encuentra conformado por médicos, obstetras y agentes de salud del mencionado efector, quienes dieron a conocer que “se trabajó en terreno como se hace de forma constante y programada a lo largo del año, para visitar a las familias de nuestro barrio y de los demás que están en nuestra área de cobertura para acercarles nuestros servicios e invitarlos a que concurran al centro de salud para sus controles y atenciones”.

Cabe señalarse que la modalidad de visitas domiciliarias es una estrategia muy útil y eficaz que implementa la red de salud pública provincial para acercar las prestaciones y servicios de salud a las familias. De este modo, además se refuerza la captación de pacientes y la promoción de hábitos saludables y conductas sanas que favorecen la prevención de enfermedades.

Al respecto, según detallaron los trabajadores de salud, en la esta última jornada en terreno se realizó: captación de pacientes de todas las edades “haciendo hincapié en las embarazadas para que vayan al centro de salud a efectuarse los controles periódicos establecidos”. Y también el seguimiento de pacientes crónicos (diabetes, hipertensión, cardiovasculares) a quienes se les programó turnos para atención en los próximos días.

Hábitos saludables

En el transcurso de la recorrida casa por casa, los profesionales efectivizaron instancias de promoción de hábitos saludables para la prevención de enfermedades. Por medio de consejerías dialogaron con los padres, madres y otros miembros de las familias sobre diversos temas de salud.

Entre los mismos, se ofreció asesoramiento nutricional explicando la importancia de una alimentación sana “basada especialmente en frutas y verduras” y de la práctica diaria de actividad física. Seguidamente comentaron  los  riesgos que trae para la salud “sufrir de complicaciones metabólicas relacionadas con el sobrepeso y obesidad que son patologías acarreadas por la mala alimentación y la vida sedentaria y que además están asociadas a la evolución de otras enfermedades como son la hipertensión arterial, diabetes y otras”.