Continúa la vacunación contra el Virus del Papiloma Humano a niñas y niños de 11 años

Compartir

A pesar del aislamiento social, preventivo y obligatorio decretado en todo el país, equipos de salud de toda la provincia recorren los domicilios de las familias formoseñas aplicando las vacunas, según grupo etario y grupo de riesgo, establecidas en el calendario nacional de vacunación.

El objetivo de estas acciones es inmunizar a todas las personas con las vacunas correspondientes, en tiempo y forma, sin que tengan que desplazarse hasta los vacunatorios de los centros de salud y hospitales, teniendo en cuenta que es obligatorio cumplir con la cuarentena dispuesta por el Gobierno Nacional.

En la oportunidad, niñas y niños de 11 años de la comunidad originaria del barrio Obrero, de la mencionada localidad, recibieron la dosis para prevenir en el futuro cáncer de cuello de útero, vaginal, anal, orofaríngeo, de pene, entre otros.

La actividad estuvo a cargo de un equipo del centro de salud emplazado en el mismo barrio juarense, integrado por enfermeros y vacunadores.

A través de esta jornada insistieron en la necesidad que tienen las niñas y niños de 11 de recibir esta vacuna, ya que contribuye a prevenir en la edad adulta lesiones y enfermedades asociadas al Virus del Papiloma Humano.

Asimismo, el equipo de salud brindó información para explicar en detalle a los padres, y demás integrantes de las familias sobre el virus HPV, las enfermedades que transmite y la vacuna como estrategia clave de inmunización para evitar su transmisión y las consecuencias que trae a la salud.

A su vez, los profesionales recordaron que las vacunas son de carácter obligatorio, apelando al compromiso de todos en la toma de conciencia sobre “la protección directa que dan las vacunas a las personas que las reciben e indirecta a las personas que la rodean”, ya que “vacunándonos cortamos el ciclo de trasmisión de los agentes infecciosos y así estamos también cuidando a los demás”.