Compartir

En el marco del Día de la Madre, fecha en donde se demuestra el amor a todas las mujeres que han sido madres y que luchan cada día por criar a sus hijos, el ministro de Desarrollo Humano de la provincia Dr. José Luis Décima entregó flores a las madres que trabajan en el Hospital de la Madre y el Niño, y en el Hospital Central. A su vez, pidió que “este día debe ser todo el año, porque una madre lo es cada día, pero está bien que exista una fecha donde se reconozca a la mujer que es madre, a su arduo trabajo, su dedicación y todo el amor que brinda a sus hijos guiándolos en las distintas etapas de la vida”.

En esa oportunidad, se vivieron momentos de felicidad el dejar de lado por pocos minutos sus tareas y dejarse homenajear por el funcionario público, quien decidió acercarse a saludarlas en persona. “Este día es una oportunidad para honrar a todas las madres que desempeñan este papel fundamental en la sociedad, pero además es importante que una madre se sienta querida no solo con regalos en un día, sino con acciones, que sientan el verdadero amor de sus seres queridos”, mencionó.

Rol vital

“Las madres son pilares fundamentales en cada familia. Durante nueve meses gestan la vida, y al nacer sus hijos, saben que su vida ha cambiado para siempre. Seguirán siendo mujeres, por supuesto, pero el amor que sienten por sus hijos las convierte en madres ante todo y ante cualquier cosa”, continuó el ministro.

Por último, expresó: “El amor hacia una madre se demuestra en el día a día, pero a una mujer que es madre también le gusta sentirse especial durante un día, por eso estamos hoy aquí. Durante toda la vida brindan lo mejor de sí para sus familias, dejando de lado muchas veces cuestiones personales para brindarse a sus hijos, así que lo mínimo que podemos hacer es dedicarles un día, llenarlas de amor y rogar a Dios que las bendiga siempre”.