Compartir

Renovando un gesto de todos los años para la época, el gobierno provincial inicio la distribución de 270 mil bolsas navideñas conteniendo unidades de sidra y pan dulce a igual número de familias.

Desde el miércoles se comenzó con la distribución en todo el populoso sector norte de la ciudad donde residen cerca de 90 mil familias, comprendiendo barriadas como Eva Peron, República Argentina, Juan Domingo Peron, entre varios otros.

Por ejemplo en el barrio Guadalupe y cercanías este viernes se entregaron unas mil setecientas bolsas, para lo cual militantes, voluntarios y hasta vecinos se sumaron  a esta labor de profundo contenido solidario. Mientras se avanzaba en el cercano Parque Urbano, ya se disponían cubrir otros populosos sectores como La Colonia, aunque ya el jueves se concluyo con Colluccio, Malvinas Solidaridad, Illia y otros de ese sector sur de la ciudad.

El operativo de distribución de decenas de miles de bolsas navideñas se trata de aporte en vísperas de estas fechas festivas, adhiriéndose así de celebración familiar, por lo que el presenta alcanza a los hogares formoseños, oficinas públicas y organismos que alojan a personas discapacitadas, privadas de su libertad o en guarda judicial.

“Es un gesto sencillo pero lleno de significado, en especial el deseo del compartir con las familias formoseñas que le asigna el gobierno”, fue subrayado, sobre todo insistiéndose en el valor “de la unión de las familia y los seres queridos, en un clima de fraternidad y con un sentido de fiesta”, se subrayo en torno a la real dimensión del expresivo simbolismo que tiene como connotación este presente.

Es así que previa a la festividad navideña, voluntarios y dirigentes sociales se encuentra desde hace ya varios días en la tarea de acondicionar el presente que llegara a todos los hogares formoseños.

También se está coordinando los grupos de trabajo que de manera organiza en barrios de la ciudad y todo el interior, serán los encargados de llevar el presente casa por casa, “de modo tal que esa entrega represente la simbología de un brindis compartido en la búsqueda de la afirmación de la unidad, la organización y la solidaridad que proclama constantemente nuestro gobernador Gildo Insfrán”, fue significado.

“Este presente navideño es un complemento material de todo un conjunto de señales que emite el Gobierno provincial en consonancia con el clima de júbilo que los cristianos disfrutan y los que no lo son respetan, evocando el nacimiento de Jesús en Belén”, se señalo.

«Es una forma más de estar al lado de nuestra gente, como cada año les llevamos pan dulce y sidra, para acompañar el brindis familiar, la gente espera este gesto y por supuesto que lo vamos a cumplir” indicaron desde la esfera donde se coordina este plan tendiente a llegar con el presente a cada familia formoseña.

Se significo finalmente que “este gesto ya arraigado no es algo aislado, sino parte de un programa integral que se propende desde el estado provincial. Y es que por ejemplo tiene entre sus facetas la atención preferencial a la niñez cuando se les entrega los juguetes por el Día de Reyes o en el Día del Niño, o los kits de útiles escolares en el inicio de clases, y continúa con las actividades culturales y deportivas durante todo el año, simultáneamente con medidas de Gobierno de atención integral de la salud (Libretas de Salud Escolar) a cargo de las áreas especificas del ministerio de Desarrollo Humano”.