Compartir

El gobernador Gildo Insfrán resaltó las expectativas favorables que aguardan a las relaciones bilaterales que derivarán de esta nueva etapa de una fortalecida Zicasur, Zona de Integración del Centro Oeste de América del Sur, al estar por las expresiones de los representantes de los distintos países de la región que la integran que se dieron cita en Tucumán para asistir a la asunción del doctor Juan Luis Manzur como nuevo presidente del organismo.

Coincidió con el propósito común de coordinar los esfuerzos colectivos para que la dinámica que se pretende imprimir a las actividades generales para el desarrollo y el progreso de esta región extensa y única en el mundo que cuenta con 100 millones de hectáreas, que se extiende desde el Atlántico hasta el Pacífico, que posee más de 30 millones de habitantes y que exporta por casi 70 mil millones de dólares.

El mandatario- quien asistió al acto llevado a cabo en el Hotel Hilton de la capital tucumana en compañía del ministro de Economía, doctor Jorge Oscar Ibáñez – dijo que en diálogo con delegados del estado brasileño de Santa Catarina, del departamento boliviano de Santa Cruz de la Sierre así como funcionarios de Chile, Perú y Paraguay.

De las conversaciones surgió que para el desarrollo del centro oeste de Sudamérica está en la ejecución de acuerdos comerciales, el mejoramiento de la infraestructura ferroviaria, la conectividad aérea y terrestre para así poder exportar materia prima y productos industrializados, por el valor agregado que implica para las materias primas lugareñas y la generación de fuentes de trabajo genuinas.

Un tema clave para todos fue el desarrollo del corredor bioceánico que favorezca todos los propósitos y la voluntad de integración regional que los anima procurándose avanzar en materia de rutas y obras de infraestructura como puentes para concretar el vínculo directo entre el Atlántico y el Pacífico, entre los puertos del Brasil y Chile, tal como se promoviese desde CRECENEA Litoral de la Argentina y la CODESUL del Brasil.

Un aspecto que interesó a Insfrán tuvo que ver con las manifestaciones del representante de Bolivia, Pablo Canedo, director de la Cuenca del río Orinoco, Pablo Canedo, quien no ocultó el alto interés del sur de ese país de vincularse con el norte argentino y las inmensas posibilidades que tienen para impulsar proyectos comunes.

Gary Rivero Alcántara, director de Cooperación y Relaciones Internacionales de Santa Cruz de la Sierra (Bolivia), por su parte, opinó que la zona de integración es para la región una alianza estratégica para sus intereses trasnacionales.

Santa Cruz-cuya destacada exposición fue visitada en septiembre de 1996 por el gobernador Insfrán- tiene características productivas, industriales y sociales similares a las del norte argentino y que produce el 70% de los alimentos que consume Bolivia.

En reiteradas ocasiones, sus empresarios manifestaron el interés de sacar por el puerto de esta capital la significativa producción de soja que apela a los puertos del Brasil ya que la saturación de los mismos les genera retrasos en los envíos por lo que consideran que Formosa es una excelente opción para ellos.