Compartir

Acusan a docentes  y miembros del MOCAFOR de promover violencia social

Más de 30 padres de alumnos que asisten a la Escuela Agrotécnica Provincial N° 8 de Loma Senés, respaldan con su firma un petitorio presentado ante la Delegación Zonal de Pirané y otro de idéntico tenor elevado al Ministerio de Cultura y Educación.

En el mismo expresan: “Total rechazo a la campaña difamatoria y amenazante contra el director de la institución educativa y el mismo Ministerio de Educación de la Provincia”, afirmaron además que “hay gente pagada para armar este trabajo sucio, llevado adelante por activistas políticos que todos conocemos acá en la colonia y que siempre se dedicaron a hacer líos en contra del gobierno provincial y sus instituciones, como es el grupo MOCAFOR. Un integrante de esa entidad sale a hacer declaraciones falsas diciendo que es padre de un alumno de la escuela, cuando no lo es”.

Junto a estos hay un grupo de “profesores rebeldes” según lo escrito por los padres, que “durante todo el año se dedicaron a sabotear la educación en la escuela, promoviendo la indisciplina y la falta de respeto al director en frente de cualquiera” tal es el caso de una docente “descontenta porque no se le dio el cargo de directora, apoyada por los profesores de la institución, acostumbrados a trabajar como ellos decidían, vivir de licencias en licencias, faltar sin justificativos, llegar fuera de hora a trabajar sin rendir cuentas a nadie, utilizar las máquinas agrícolas para servicios particulares pro bolsillo y otras cosas más graves que originaron la decisión de cambio de gestión”.

apoyo-de-padres-agrotecnica-8Continua la carta diciendo: “La responsabilidad y honestidad del nuevo director los pone mal y entonces para hacerlo echar inventan mentiras que no pueden probar. Ahora en vez de educar a los chicos y actuar con responsabilidad recorren casa por casa de los vecinos de la colonia, incitándoles con mentiras a atropellar la escuela, la delegación zonal, prometiéndoles cosas en el caso de que puedan echar al director, he incluso trasladan con sus propios medios a vecinos que ni tienen hijos en la escuela para manifestarse, poniendo a los vecinos uno contra otros  y dividiendo a la escuela en docentes y alumnos a su favor y en contra, llegando incluso a utilizar horas de clase para difamar al director en frente de los alumnos a quienes también los presionan. Estos no son docentes, son activistas políticos  que no les importan la educación, ni el respeto, ni la responsabilidad. El nuevo director solo hace su trabajo, hace cumplir la atarea docente como debe ser y eso se ve en los cambios e inversiones que se hicieron en la escuela”.

En diálogo con ellos manifestaron: “Estos profesores quieren presionar con estas medidas de fuerza, tirando la piedra y escondiendo la mano, al propio Ministerio de Cultura y Educación hemos hecho denuncias formales y apelamos por este medio a las más altas autoridades, para que se investigue y se determinen responsabilidades, es hora de que se haga algo” concluyeron.