15 años de la firma del Acta de Reparación Histórica

Compartir

Se cumplen 15 años de la firma del Acta de Reparación Histórica por parte del expresidente Néstor Kirchner y el gobernador Gildo Insfrán, quienes acordaban entonces un conjunto de obras y medidas para responder a las necesidades socio-económicas de la provincia.

Era el 28 de mayo de 2003 y el entonces jefe de Estado llegaba a Formosa a sólo tres días  de haber asumido el cargo y era su segundo viaje al interior del país, ocasión en la que prometió poner en un mismo derecho de igualdad a todos los argentinos.

Como resultado de esto, la provincia dio un salto cuantitativo y cualitativo, situando a Formosa como el estado que mayor cantidad de obras públicas ejecutó en poco más de una década.

Ese reconocimiento “marcó un antes y un después” en la historia de Formosa, dado que “fue el inicio para que los viejos sueños comenzaran a ser realidad”.

Al evocarse los anexos de aquel acta, en el renglón número uno de las obras, decía: pavimentación de la ruta nacional 81 tramo Las Lomitas Formosa-Embarcación Salta. Era muy difícil comprender que se iban a pavimentar 450 kilómetros cuando en la historia de Formosa se habían pavimentado sólo 300 kilómetros, parecía ciencia ficción”.

Obras insignias

Situó a la pavimentación total de la ruta 81 como una de las obras emblemáticas realizadas en todo este proceso, entendiendo que “sin dudas marco un hito al ser el mayor anhelo de todos los formoseños, además de la obra hidrovial de la ruta 28 que dejo atrás el aislamiento territorial de vastas regiones”. Aunque incluyó a la línea eléctrica de 500 kv y la planta de agua potable de la ciudad capital con un horizonte para las próximas tres décadas, como otras de las realizaciones representativas del Acta de Reparación Histórica.

Incluyó los “2000 kilómetros de la autopista digital, una extensión de 2620 kilómetros de rutas pavimentadas contra los 750 que teníamos en 1995, casi 1300 obras educativas, el centenar y medio de hospitales y centros de salud”.

Recalcó el enunciado del primer mandatario ante autoridades nacionales en actos de inauguración o anuncios de obras, donde además de agradecer, ya estaba pidiendo más a cuenta de lo que restaba, entendiendo que “ha sido parte de la habilidad de la gestión de un líder y gobernante en saber cómo, cuando y donde hacer para que los formoseños tengan una mejor calidad de vida”.