Compartir

El economista Julio Svartz analizó el escenario económico nacional tras la renuncia de Nicolás Dujovne y la llegada de Hernán Lacunza al Ministerio de Hacienda, alertando que las medidas anunciadas por el presidente Mauricio Macri “no detuvieron el desangramiento” de la fuga de capitales.

“Tenemos dos funcionarios: uno, Dujovne, que se encargó de endeudar al país y de enriquecerse en dos días de devaluación en casi $50 millones y, por otro lado, Lacunza, que estaba ‘preocupadísimo’ por la fuerte crisis de la Provincia de Buenos Aires vacacionando y esquiando en Neuquén”, reprendió el contador Svartz.

Categórico, recordó que “no nos olvidemos que Lacunza fue el responsable de recortar el presupuesto de la Provincia de Buenos Aires y de aplicar un ajuste al gasto público que le exigía el Fondo Monetario Internacional (FMI), donde la gobernadora María Eugenia Vidal cerró escuelas en toda la Provincia”.

Pormenorizó diciendo que “hay un default técnico, como se suele mencionar, pero esta vez es real porque el FMI es el que está conteniendo al Gobierno Nacional”, haciendo notar que “Dujovne, antes de irse, habló con el Tesoro de los EEUU para pedir un nuevo préstamo de 20 mil millones a Donald Trump, lo cual demuestra que no alcanza el dinero, que no es suficiente para llegar a diciembre”.

Fuga de capitales

“La fuga de capitales sigue siendo la herida más sangrante que tiene la Argentina”, advirtió el economista, alertando que el paquete de medidas anunciadas por Macri “no detuvo ese desangramiento que tiene el país porque el proceso que generaron ellos con esta devaluación hizo la fuga mucho más veloz”.

Especificó que “en lo que va de la gestión del presidente Macri ya son 72 mil millones de dólares que se fueron, es decir, se fue todo el préstamo del FMI al exterior, a lo cual se suma el contexto que tenemos, es por eso que una de las cosas que le dijo Alberto Fernández a Macri cuando hablaron por teléfono fue que se siente ya a renegociar con el Fondo”.

“No se hacen responsables de lo que generaron”, reprochó, contundente. “Quisieron transmitir las responsabilidades por la debacle económica al próximo presidente, cuando en realidad lo que pasó fue que otro partido político ganó las primarias”, expuso.

Repudió que “ya quisieron transmitir las responsabilidades diciendo que lo del pasado era la ‘herencia’ y que por eso no podían gobernar y ahora pierden una elección primaria y echan por tierra el país”.

“No hay que olvidarse que Macri mostró su calaña y su verdadera estirpe de terrateniente el pasado lunes, dejando que el dólar se escape y se produzca una corrida cambiaria”, sentenció.