Compartir

El exministro del Interior en la Presidencia de Néstor Kirchner reconoció la gestión del primer mandatario y la importancia del Acta de Reparación Histórica ocurrida en el 2003


El actual interventor de Yacimientos Carboníferos de Río Turbio (YCRT), Aníbal Fernández, mantuvo una comunicación virtual con el programa “Cable a Tierra” que se emite por Lapacho Canal 11.


Allí, el exjefe de Gabinete nacional de la gestión de la expresidenta Cristina Fernández de Kirchner se refirió al cariño que tiene por la provincia de Formosa y por el gobernador Gildo Insfrán. “Tengo mucho cariño por Formosa. Lo he dicho desde el primer momento y lo repito: tengo una relación de afecto y cariño con el Gobernador que me multiplica ese sentimiento”, expresó Fernández, en declaraciones recogidas por AGENFOR.


El dirigente justicialista, quien como ministro del Interior formó parte de aquella jornada histórica para la provincia, cuando el presidente Kirchner firmó con el gobernador Insfrán, el 28 de mayo de 2003, el Acta de Reparación Histórica, la cual evocó al señalar: “Yo sé lo que Néstor Kirchner quería desde el primer momento con la reparación histórica; esa posición geopolítica de estar en el medio de Paraguay, Brasil y Argentina, la privó del tren, del progreso y la privó de algo que Gildo ha peleado a brazo partido para conseguirlo y lo conquistó”.

Acta de Reparación Histórica. En el año 2003, se desempeñó como ministro del Interior, acompañando al presidente Néstor Kirchner


A su vez, apuntó: “Hay que seguir trabajando para que desde el punto de vista de la producción y todas sus multiplicaciones como la carne de búfalo y tantos productos que han crecido y mejorado en su situación, siga creciendo para darle ventajas y generación de riquezas a su pueblo”.


Caso Vicentín


Por otro lado, en la entrevista virtual mantenida con el periodista Hugo Soto, Aníbal Fernández respondió sobre otros temas de actualidad. En el caso Vicentín dijo: “Estoy absolutamente convencido que el presidente Alberto Fernández tomó la decisión correcta”.
Aunque advirtió: “Sigo sosteniendo ese señor (Gustavo) Nardelli es un estafador, quien en un país serio debería estar preso”, aludiendo a la deuda de la empresa de más de 99 millones de dólares y que fue ampliamente beneficiada con créditos otorgados en la gestión del expresidente Mauricio Macri.


Reforma judicial


Sobre la reforma judicial impulsada por el actual jefe del Estado Argentino, el exministro del Interior opinó categórico: “Es absolutamente auspicioso el proyecto que busca una reforma en la justicia de Comodoro Py, donde actualmente hay 12 Juzgados Federales y la intención es abrir el juego en lo que hace a lo contencioso y penal, lo cual haría que se crearan 48 juzgados”.


De esa manera, “se emparejaría las posibilidades de acciones cuestionadas por parte de muchos profesionales, entre los que yo me encuentro y garantizaría la participación de todos en discusiones mucho más serias”, sostuvo, marcando que son preceptos que “nos enseñaron a los que somos abogados que la Justicia es darle a cada uno lo que le corresponde. Es lo que estamos buscando, nada que sea amañado”.


Asimismo, apreció que con eso solamente no alcanza para tener una Justicia transparente, sino que también “hay que saber elegir, porque hubo jueces que se han prestado al juego del expresidente Macri y cinco impresentables que lo acompañan, que se dedicaban a presionar a los magistrados”.

El propio Aníbal Fernández fue víctima de esas maniobras en aquella campaña mediática sucia, cuando se presentó como candidato a gobernador por la Provincia de Buenos Aires en octubre de 2015.