Compartir

Abarcaron desde recién nacidos hasta adultos mayores.

En la comunidad Nuevo Méndez, cercana a La Rinconada, los pobladores renovaron sus controles de salud, mediante un nuevo trabajo planificado, llevado adelante de manera conjunta por el equipo del centro de salud La Rinconada.

Los vecinos accedieron, de este modo, a consultas y atenciones en distintas especialidades, entrega de medicamentos y leche, aplicación de vacunas y la difusión de medidas para cuidar la salud en general, de niños y adultos.

Entre las atenciones fueron priorizadas las que se hacen a los niños periódicamente, como el “control del niño sano”, con el objetivo de monitorear su normal crecimiento y desarrollo,  a la vez, detectar tempranamente cualquier trastorno o problema de salud. 

Dichas consultas comprendieron: controles antropométricos de peso y talla, latidos, frecuencia cardíaca y tensión arterial. Esto fue complementado con evaluaciones psicomotoras, más otros exámenes pediátricos que corresponden a cada etapa infantil.

Del mismo modo, fueron revisados los carnets de vacunación y se aplicaron las dosis de vacunas faltantes para completar los esquemas de niños y adultos. En este aspecto, los vacunadores hicieron hincapié en los más chiquitos, los pacientes con enfermedades crónicas y específicas, las embarazadas y los adultos mayores.

Por su parte, los adultos fueron destinatarios de variados exámenes destinados a detectar factores de riesgo asociados a múltiples enfermedades, principalmente las crónicas no transmisibles como: diabetes, hipertensión y otras cardiovasculares, las cuales pueden ser muy graves si no son controladas y tratadas de manera temprana.

Paralelamente, fueron revisados los estudios complementarios solicitados en atenciones anteriores, tales como Rx, laboratorios y ecografías. Y fueron programados turnos para atenciones en el centro de salud, de acuerdo a la lectura de los resultados, para los pacientes que así lo requerían.

En la misma jornada, aprovecharon la oportunidad para promover, en las familias, los cuidados que deben seguir manteniéndose para prevenir el coronavirus. Al respecto, insistieron en el lavado de manos con agua y jabón, uso del barbijo de manera y distanciamiento físico de 2 mts con otras personas.

Salud sexual y control a embarazadas

Por su parte, los obstetras brindaron consejería sobre planificación familiar y procreación responsable, remarcando que estas acciones contribuyen al cuidado de la salud de las mujeres y al bienestar familiar.

En relación, a lo anterior, explicaron la importancia de espaciar los embarazos con la ayuda de los métodos anticonceptivos que están disponibles desde el centro de salud de manera gratuita.

Asimismo, se hicieron evaluaciones prenatales a las embarazadas, lo cual forma parte del seguimiento exhaustivo que se da a las mujeres en las distintas etapas de la gestación. Medición del peso, tensión arterial, latidos fetales y crecimiento uterino, fueron algunas de los controles efectuados.

Entregas

Para concluir, fueron entregados los medicamentos recetados para los tratamientos, según las patologías existentes. Y se sumó la entrega de cajas de leche, complejos vitamínicos, hierro y ácido fólico, destinados a niños y embarazadas.