Compartir

Vecinos de la localidad de General Belgrano participaron de una charla desde la que se promovió una vez más, la importancia de la prevención del cáncer de cuello uterino a través de la inmunización y el uso del preservativo durante las relaciones sexuales; como también de la detección temprana por medio de los estudios gratuitos que ofrece el sistema público de salud.

El encuentro fue llevado adelante por un equipo del hospital de la localidad integrado por ginecólogos, obstetras, enfermeros y otros profesionales, quienes se propusieron difundir en la comunidad, los beneficios que trae especialmente a la población femenina, las medidas de prevención y detección temprana que deben aplicarse para evitar el desarrollo del cáncer de cuello de útero.

En esta ocasión, la sede fue el Instituto de Formación Docente, donde la comunidad pudo informarse entre otros puntos sobre la vacuna HPV que previene el Virus del Papiloma Humano, asociado a la aparición de lesiones, cáncer y otras afecciones en el cuello del útero.

Recordaron que este virus se transmite a través del contacto sexual mediante relaciones “vaginales, anales y orales” por lo tanto una de las medidas es el uso del preservativo desde el principio hasta el fin de las relaciones sexuales. “Están disponibles en el hospital, solo es necesario que se acerquen a retirarlos de manera gratuita, sin costo”.

Acerca de la vacuna HPV, reiteraron que es una medida muy efectiva a la hora de prevenir el virus y es gratuita. Deben recibirla las niñas y niños de 11 años con un esquema de dos dosis “que debe estar completo para alcanzar su máxima protección”. El objetivo es aplicarla en la niñez para que las personas estén protegidas en la edad adulta, antes de mantener relaciones sexuales”.

 “Está disponible en nuestro hospital y en todos los centros de salud, hospitales y vacunatorios de la provincia. Debe aplicarse una primera dosis y a los seis meses la segunda dosis. Y tiene un alto porcentaje de efectividad para protegerse del virus en la edad adulta”, enfatizaron.

Estudios gratuitos

Otro de los puntos fundamentales que se expuso fue la importancia de los estudios destinados a la detección temprana, los cuales contribuyen a detectar el cáncer de cuello uterino en sus primeras fases. Esto permite una intervención también temprana del equipo de salud con un tratamiento oportuno que puede evitar la evolución de la enfermedad en estadios más graves y que además posibilita un amplio porcentaje de sobrevida.

En este marco se mencionó al estudio de PAP (Papanicolaou). Acerca del mismo, se explicó en qué consiste, cómo es la técnica para tomar la muestra, su posterior análisis y lectura. Aclarando que “permite detectar a tiempo lesiones, tumores, o alteraciones en el cuello del útero que con el tiempo pueden evolucionar en cáncer”.

El PAP “es una prueba sencilla, indolora, que dura unos pocos minutos. Es  gratuito para las mujeres de entre 35 y 64 años, salvo que el médico lo indique antes o después de esta edad, debido a  síntomas que pueden presentarse o  antecedentes familiares”, revelaron.