En el laboratorio del hospital El Espinillo se instaló un nuevo y moderno equipo

Compartir

Con el mismo se completó el equipamiento de este importante servicio para el cuidado de la salud de los vecinos de la localidad

Continuando con el permanente proceso de actualización de los laboratorios dispuestos en los distintos efectores de salud de la provincia, el Gobierno de Formosa, a través del Ministerio de Desarrollo Humano, incorporó un moderno equipo al servicio de laboratorio y análisis clínicos del hospital de la localidad El Espinillo.

Se trató, en este caso de, la instalación de un equipo de química clínica “destinado a hacer química de la sangre, con capacidad  para realizar una mayor cantidad de análisis por minuto”, comentó el responsable de la Red Provincial de Laboratorios, bioquímico Juan Carlos Atencia.

Precisó en la descripción que es un equipo analizador “Cobas C111 de la marca Roche, para el análisis de pruebas de química clínica, que va permitir una mayor resolución al caudal de pedidos, posibilitando que la respuesta sea más rápida en lo que respecta a la química”.

Puso de relieve que en la planificación de la “reingeniería de los laboratorios de toda la provincia, hoy cerramos el hospital del Espinillo con un laboratorio totalmente equipado y con capacidad operativa, listo para realizar una serie de análisis fundamentales para el diagnóstico de distintas enfermedades”.

Por su parte, el director del hospital, doctor Raúl Meneghini, agradeció al Gobierno de la Provincia, al ministro Aníbal Gómez y al responsable de la Red de Laboratorios, Juan Carlos Atencia “por la provisión de este nuevo equipamiento de última generación”.

“Nos va ampliar la posibilidad de definir y diagnosticar patologías sin necesidad de que el paciente tenga que ser trasladado a un efector de mayor nivel de atención. Estamos muy orgullosos del sistema sanitario de nuestra provincia”, remarcó.

Agregó más adelante, que “el análisis de estas pruebas, nos permitirán por ejemplo, establecer el diagnóstico de un infarto de miocardio, de una pancreatitis aguda, que ante la duda clínica, anteriormente eran motivo de derivación a un hospital del segundo nivel de atención. Ahora podremos evitar el traslado y resolverlo en nuestro hospital, algo fundamental para nosotros”.

Destacó asimismo que además del completo equipamiento del laboratorio, con aparatos de tecnología de vanguardia, el servicio está dotado del personal capacitado para el manejo de los equipos y para brindar una adecuada atención a los pacientes. “Tenemos una bioquímica y tres técnicos en laboratorio, muy bien preparados para llevar adelante la tarea que requiere el servicio”.