Compartir

La Universidad Nacional de Formosa (UNaF) acentúa sus políticas de vinculación con distintos sectores productivos de la provincia proporcionando nuevos conocimientos y a la vez avanza con capacitaciones académicas a través de una integración inter institucional con municipios.

Las acciones se enmarcan en las decisiones del rector, ingeniero Martín René Romano, para la contribución universitaria en la resolución de demandas de la sociedad formoseña.

Esta acción fue agradecida por el intendente de Palo Santo, Raúl D´Zakich, y el titular de la Unión Industrial de Formosa, Celestino Jara, quienes coincidieron en resaltar la determinación universitaria de concurrir a trabajar en el territorio, en el marco de convenios específicos.

En ese contexto, el  coordinador de Áreas del Laboratorio de Ordenación de Montes, dependiente de la UNaF, ingeniero José Medina, realizó actividades de relevamiento y respaldo organizacional en la localidad de Palo Santo.

El intendente de la localidad, Raúl D´Zakich, agradeció la permanente presencia de la UNaF en la zona y destacó las políticas de vinculación dispuestas por Romano.

En la oportunidad D´Zakich y Medina dialogaron sobre la posibilidad de acciones para el sector forestal que comprende al área temática de transferencia tecnológica.

Se habló respecto a objetivos de atender dos problemáticas significativas para la actividad maderera en esa localidad y colonias.

Una de ellas se refiere a la dificultad que enfrentan los carpinteros locales durante el proceso de comercialización de sus muebles y que se relaciona con el mantenimiento de una demanda sostenida de sus productos y lograr un adecuado margen de ganancia en el proceso de venta.

El otro aspecto tiene su costado social dado que la escasa oferta laboral que se le brinda a la juventud de Palo Santo se acentúa en este momento de crisis que atraviesa el país, según explicó Medina.

El representante de la UNaF explicó al respecto: “a modo general desde la capacitación se pueden corregir los problemas que están afectando el funcionamiento de la empresa”.

“La capacitación proporciona a las personas nuevos conocimientos para que desarrollen al máximo sus habilidades y destrezas en el desempeño de una labor”, mencionó Medina.

Explicó el profesional que en este caso particular se buscará que la capacitación esté relacionada con la venta de muebles y a la búsqueda de nuevos mercados, a través del uso de las herramientas que pone a disposición internet, como redes sociales.

La finalidad es aumentar las ventas de las carpinterías con la posibilidad que los jóvenes involucrados en esta acción  puedan recibir una comisión por venta lograda.

“De este modo las personas que lleven a la práctica la formación recibida podrían desarrollar un trabajo que permita la subsistencia, sin esperar que sea el Estado el que le provea un sueldo o subsidio”, reflexionó Medina.

Costos

Otro de las actividades fue entre la Unión Industrial de Formosa y la UNaF con a fin de avanzar en la definición de una herramienta que permita a los empresarios del área forestal conocer los costos de producción con los cuales puedan fijar los precios de venta de sus productos, considerando además la competencia y la capacidad de pago de los clientes.

El diálogo entre Celestino Jara, presidente de la Unión Industrial de Formosa, y el ingeniero Medina giró en torno a la posibilidad de establecer métodos que brinden información precisa sobre los precios relacionados a las actividades del sector forestal, lo cual permitiría a los carpinteros disponer de una herramienta de consulta para determinar los costos de producción.

El costo de producción o fabricación es el valor en dinero de todos los elementos que se utilizan en la producción de un bien hasta lograr el producto, listo para ser vendido o entregado al comercio.

El ingeniero Medina dijo que está en consideración la entrega a la Unión Industrial de Formosa de un modelo de planilla de precios mínimos y máximos observados en la industria del mueble, de la madera en pie, aserrada y elaborada, con sus correspondientes unidades a medida. Además a través de esta planilla se podría cuantificar el costo del flete de la madera en pie al aserradero y de los muebles al consumidor final, concluyó.