Compartir

El gobernador Gildo Insfrán encabezó el protocolar en la ciudad capital.

En el acto del 62° Aniversario de la Policía de Formosa, celebrado este jueves 17, en horas de la mañana, en la plaza General San Martín de la ciudad capital, el ministro de Gobierno, Justicia, Seguridad y Trabajo de la provincia, Jorge Abel González, fue uno de los oradores principales.

Al hacer uso de la palabra destacó que esta fecha significativa de aniversario de la fuerza provincial es también coincidente con la del Registro Civil, “una institución señera que forma parte de la identidad de los formoseños, porque nos acompaña en todos los hechos vitales de nuestra vida”.

Del mismo modo, “los que tenemos la gracia de militar en el Movimiento Nacional y Popular este es un día trascendente a nuestra vida política, al conmemorarse un año más del triunfo de la resistencia a la dictadura, con el retorno después de 17 años del general Juan Domingo Perón a la Argentina”, evocó.

Entonces, en ese conjunto de fechas, dijo que este acto “adquiere una dimensión particular”, por cuanto “la definición de la Policía de Formosa como tal está enraizada profundamente con su sentido de pertenencia, porque no es cualquier policía, sino la del pueblo formoseño, en un territorio multiétnico, pluricultural, extenso en el que hablamos varios idiomas”, reflejados “en el seno de nuestra policía”, acentuó.

Esto es que, “somos en definitiva una institución que forma parte indisoluble de la comunidad formoseña, y como tal no puede ser más que reflejo de los hombres y mujeres de esta tierra, quienes se han nutrido de los valores y de los principios dados en el seno familiar”, aseveró.

De ese modo, entendió el titular de la cartera de Gobierno que la Policía “forma parte de las políticas públicas” porque “una de las responsabilidades fundamentales del Estado es garantizar a sus ciudadanos y ciudadanas la seguridad de poder desarrollar su vida”.

Precisamente, con relación a la seguridad, amplió diciendo que ésta “no es un hecho policial, sino que es un conjunto de acciones del Estado cuya consecuencia es alcanzar juntos la seguridad de una comunidad. Y en esto, la Policía es “un actor fundamental”, aunque “sin la participación ciudadana y popular, el trabajo de la fuerza estará incompleto”.

De allí, “la importancia de este proceso que realmente da satisfacción, porque juntos estamos logrando los objetivos que se plasmaran en el Modelo Formoseño”, reafirmó contundente.

Por lo tanto, “el hecho de ser miembros de la Policía en estos tiempos requiere altísimo compromiso, como han demostrado en el acompañamiento de la pandemia y en cada situación de emergencia”, puso en relieve González, en el tramo final de su discurso.