Compartir

La variación mensual con respecto a septiembre es del 2,8%; y la interanual del mismo mes de 2019 a este año, es del 36,6%.

Durante una nueva conferencia de prensa del Consejo de Atención Integral de la Emergencia COVID 19, el ministro de Economía, Hacienda y Finanzas, Jorge Oscar Ibáñez, presentó los índices de precio al consumidor publicados por la Dirección de Índice de Precio al Consumidor del Instituto Nacional de Estadísticas y Censos (INDEC).

“Consideramos que es importante para que entre todos veamos la marcha de los precios y la variación de la inflación, que parece no tener techo, en un momento en que todavía siguen congeladas las variables fundamentales de las tarifas donde están los combustibles y tarifas eléctricas y los precios, siguen subiendo”, indicó.

En ese marco, el funcionario señaló que la variación mensual con respecto a septiembre es del 2,8%; la interanual de septiembre de 2019 a este año, es del 36,6% y la variación acumulada desde el 1 de enero de 2020 hasta el último día de septiembre, es del 22,3%.

“¿Cuáles fueron los elementos que dieron pasos grandes y llevaron la inflación del mes de septiembre a estas cifras?”, preguntó Ibáñez; y agregó: “El promedio general del Índice de Precios al Consumidor, es el 2,8%, este índice nace de una metodología de muchos años que tiene INDEC, a partir de la encuesta permanente de hogares”.

El ministro manifestó que dicha metodología se realiza en todas las grandes ciudades, capitales o no, de las provincias argentinas y luego se confecciona una canasta de productos y se discriminan doce que, mes a mes, se les controla el precio para obtener este índice.

En ese contexto, Ibáñez expuso un gráfico donde se vio que el más bajo de todos es del 0,1% y el que corresponde a ropa y calzados, “pegó un salto fenomenal” del 5,8%, al igual que las bebidas alcohólicas y el tabaco que están en segundo lugar.

“Alimentos y bebidas que es fundamental está en el 3,0%, por lo tanto, de alimentos y bebidas hacia la suba que han tenido los precios es lo que llama la atención”, remarcó el titular de la cartera económica.

Y recordó que, “desgraciadamente” en Argentina cuando crece la demanda de algún producto, ya sea porque el trabajador “tiene un peso más en el bolsillo”, la economía “se pone en marcha” y “hay ingresos para otros sectores como de clase media”, comienza a haber consumo y aparece “la vieja y nefasta práctica” de, en lugar de producir más, ajustar y subir los precios.

“Tratamos que varias herramientas nos permitan hacer de que estos precios no suban de esta forma, como puede ser en cuanto a los alimentos, por todos los medios eliminar la intermediación de los productos, porque nos preocupan los alimentos y medicamentos”, subrayó el ministro.

Con respecto al índice de equipamiento y mantenimiento del hogar, “han tenido muy buen comportamiento” y también tiene una mayor demanda.

Por último, en cuanto a la variación de estos índices de un año a esta parte, Ibáñez mostró que, en octubre, noviembre y diciembre de 2019, se marcaron picos “realmente alarmantes”, sobre todo en diciembre que tuvo el 53,8% y marcó una variación récord.