La provincia avanza en el proceso de consolidar su matriz energética

Compartir

La matriz energética formoseña sigue en un proceso de consolidación a partir de la construcción de importantes obras y la incorporación de la tecnología necesaria para la transformación y transmisión del servicio eléctrico en alta tensión.

En este tiempo lo señalado ante se traduce en la llegada de un nuevo transformador en 500 kv/300 MVA –el segundo- que será emplazado en la Estación Transformadora Gran Formosa.

Esto se enmarca en el sostenido progreso del plan de infraestructura eléctrica que “se desarrolla en diferentes frentes”, según lo expuesto por el administrador de REFSA, Fernando De Vido, quien junto al ministro de Planificación, Daniel Malich, la titular de Refsa Electricidad, Mirian Roques y el director de Infraestructura Eléctrica, Rubén Aranda, estuvieron en la ET Gran Formosa cuando ingresaba esta importante transformador.

De Vido explico que se trata de “la continuidad de un proceso en todo lo vinculado a la transmisión, transformación y distribución de energía eléctrica”.

Y en esta línea es que subrayo que este nuevo transformador de 500 kv/300 MVA –el segundo- en la Estación Transformadora Gran Formosa posibilitará duplicar la potencia disponible, con lo cual se fortalece la matriz energética provincial a fin de garantizar la disponibilidad de un insumo básico para el desarrollo socio-económico.

“Comenzamos a fortalecer todo este proceso desde hace ya varios años con una fuerte gestión del gobernador (Gildo) Insfran ante la ex presidenta Cristina Fernández y el entonces ministro de Planificación, Julio De Vido. Sobre todo a partir de la llegada a Formosa de la línea en 500 kv en el 2010”, recordó el administrador de REFSA.

Revelo que demora entre dos y cuatro años la construcción de un  transformador de estas características, es decir de 500 kv, el que permitirá transformar la energía en 132 kv e inyectar energía a las líneas que se distribuyen en toda la provincia.

A poco de arribar se iniciaron los aprestos para las tareas para lo que será su montaje para su puesta en funcionamiento en los un par de meses tras la fase de prueba. Aunque ya de antemano se habían construido las bases y estructuras auxiliares para su acoplamiento. Se sumara al transformador de 300 MVA que ya estaba en esta misma estación desde noviembre de 2010.

Lo socio-económico

Fue significado que “todo esto se enmarca en una política pública provincial  tendiente a ir ampliando la infraestructura básica para el desarrollo. Esto de modo tal que las expectativas de progreso de la gente en materia de fuentes de trabajo y de la disponibilidad de agregar valor en su propia tierra, para que el horizonte agroindustrial se amplíe cada vez más”.

También se expuso que “al mismo tiempo se está potenciando incorporar tecnología a determinadas actividades que requieren de energía en un volumen importante, además de la confiabilidad que ofrecerá el servicio a partir de estos trabajos”.

Estar incorporando un equipo de estas características es “parte fundamental con lo propuesto por el modelo formoseño para el desarrollo provincial y actualizado en el plan estratégico Formosa 2020 y que la diagramación de las mismas se complementa con el trazado de las nuevas rutas y caminos en construcción o ya terminados que recrean circuitos al servicio de la producción y que interconectados pueden funcionar en servicio integral y sistémico cuando las necesidades de abastecimiento de la población así lo requieran”.

Avances

Roques expuso entre los avances “haber duplicado y hasta un poco más los kilómetros de líneas en 132 kv: de los 500 pasamos a mas de 1000, un crecimiento enorme”, destacando que “este trabajo de extender más y mejor energía eléctrica continúa, por eso estamos expandiendo las líneas en 33 kv., que hoy se extienden en más de 1300 kilómetros y las de 13,2”.

A modo de representar el salto en todo sentido, indico que “teníamos 113 mil usuarios y hoy superan los 161 mil, lo que se traduce en mayor demanda. Justamente pasamos de un consumo provincial que no llegaba a los 200 megas, paso a casi 320 megas como pico”.

Incluso refirió a que “se quintuplico la potencia instalada, pasamos de 1600 a más de 5000 transformadores, para poder abastecer la creciente demanda a partir del confort que las familias fueron incorporando a sus hogares y por un sector privado creciente, además de una incipiente industria en desarrollo”