Operativos de salud programados en conjunto benefician a la salud de comunidades originarias del oeste

Compartir

Atenciones, recomendaciones y entrega de medicamentos

Familias de la comunidad 14 de Julio, ubicada a pocos kilómetros de La Rinconada, en el oeste provincial, recibieron una vez más, la visita en sus domicilios de un equipo de salud que renovó atenciones y consultas para niños  y adultos.

Además, se promovieron hábitos sanos que contribuyen a sostener una mejor calidad de vida y se entregaron medicamentos, leche y suplementos nutricionales, según cada caso.

El operativo fue llevado adelante, de manera conjunta, por el personal del centro de salud La Rinconada y del hospital de Ingeniero Juárez que, de manera programada, recorren las poblaciones aledañas para garantizar así una completa vigilancia de salud, poniendo a disposición de los vecinos los distintos servicios gratuitos.

Entre las atenciones, hicieron hincapié en el control de niños, y adultos mayores. Según la edad y condiciones de salud fueron concretados: mediciones de tensión arterial y glucemia, y la evaluación integral del estado nutricional.

Se agregaron, controles antropométricos (peso, altura y talla)  especialmente para los más chiquitos y se  actualizaron los carnets de vacunas con la aplicación de las dosis o esquemas faltantes.

Asimismo, para complementar lo anterior, fue realizada la captación de pacientes con antecedentes de factores de riesgo, asociados al desarrollo de enfermedades de base, o que presentaban síntomas de alguna patología estacional.

Las consultas fueron seguidas de la entrega gratuita de medicamentos recetados por los profesionales, destinados al cumplimiento de los tratamientos, tanto para los pacientes crónicos, como para los que presentaban alguna enfermedad aguda estacional, según señalaron desde el equipo de salud.

Para concluir, se dieron consejos a las familias sobre la práctica diaria de hábitos saludables como: la alimentación sana, higiene de la vivienda, el lavado de manos frecuente con agua y jabón, el consumo de agua segura (potable o potabilizada), la asistencia a los controles médicos programados y la importancia de tener siempre aplicada todas las vacunas para prevenir enfermedades.

En tanto insistieron en las medidas para la prevención del coronavirus, remarcando el uso del barbijo al salir de la casa, el distanciamiento físico de 2 mts con otras personas, lavarse las manos con agua y jabón en todo momento y más aún al ingresar al hogar, y no tocarse la cara (nariz, ojos, oídos) antes de lavarse las manos.