Para Granada la energía nuclear puesta al servicio de la sociedad y bajo usos pacíficos tiene un tremendo impacto

Compartir

En el marco del Día Nacional de la Energía Atómica en conmemoración de la Comisión Nacional de Energía Atómica (CNEA) creada el 31 de mayo de 1950, bajo la presidencia del General Juan Domingo Perón, Rolando Granada, se refirió a la importancia del dominio y uso de la tecnología nuclear con fines pacíficos y seguros.

El científico formoseño y profesor emérito del Instituto Balseiro de Bariloche, en declaraciones recogidas por AGENFOR resaltó que “la energía nuclear puesta al servicio de la sociedad y bajo usos pacífico tiene un tremendo impacto”.

En este sentido, puso de relieve la construcción del Centro de Medicina Nuclear y Radioterapia de Formosa que permitirá salvar vidas.

Centro de Medicina Nuclear y Radioterapia

Y expresó: “Estamos todos muy pendientes y a la expectativa de que se acerque paulatinamente el momento de que abra sus puertas, para darle a toda la comunidad formoseña, de la región y de países vecinos nuevas oportunidades y herramientas poderosas para abordar dolencias que afectan seriamente a la salud humana”.

En este caso, se utilizará para detectar enfermedades y combatirlas, utilizando equipamientos de última generación y técnicas muy potentes para abordar todos los aspectos que tengan que ver con el diagnóstico, precisó.

Además, resaltó que en el Centro existirá una maquina muy importante: “un ciclotrón para producir los radioisótopos que van a permitir efectuar actos médicos que solamente se pueden realizar con un equipamiento de primer nivel”, valoró.

Trayecto formativo en Formosa

El investigador se refirió a la vinculación de la provincia de Formosa, a través del Ministerio de Cultura y Educación y la CNEA apoyada en la comunidad académica y formativa del Instituto Balseiro, “siendo un excelente trabajo entre ambos” sostuvo y agregó que “fue un proceso que consistió en la creación de tecnicaturas con orientación nuclear para aplicaciones en espacios industriales nucleares”.

Explicó que para llevar adelante eso se conformó un equipo de docentes de Formosa “con una dedicación exclusiva y con un programa de un trayecto formativo que involucraba un conjunto de actividades”.

Así, la combinación de capacitación de docentes y trabajo intenso por parte de los estudiantes, dio el fruto que se esperaba con varias cohortes de jóvenes que egresaban con una alta formación en la temática, manifestó.

Por eso, hizo hincapié en que “la visión de la institución es llevar el desarrollo tecnológico de uso pacífico en beneficio de la sociedad en un contexto de respeto al ambiente”.

Y enfatizó que Formosa, debido a las decisiones del gobierno de la provincia, bajo la gestión de Gildo Insfrán, y acompañamiento de la CNEA se ha involucrado en estos proyectos de impacto directo sobre el bienestar de la población.

Proyecto CAREM

El proyecto CAREM es el primer reactor nuclear nacional de baja potencia, uno de los tres prototipos que están en construcción en el mundo, y que le permitirá al país ofrecer una solución exportable para generación eléctrica con cero emisiones, en el actual proceso de transición energética.

Sobre esto, señaló que sigue avanzando en la ingeniería de ese reactor “que será el futuro de la energía nuclear” y remarcó que se trata del “más avanzados en el mundo en construcción real en la zona de Atucha”.

Al finalizar, expuso que actualmente están en la etapa de prototipo “CAREM 25” ya que “es indispensable construir el prototipo para verificar y validar todos los procesos y fenómenos en los que se basa y una vez concluido, cumpliendo con todos los protocolos, recién se pasa al CAREM modulo comercial”.

“De esta manera Argentina estará en condiciones de exportar con alto valor agregado reactores nucleares al mundo”, cerró.