Por primera vez, las familias paipperas aborígenes hicieron su aporte al Plan Nutrir

Compartir

En la primera jornada, fueron entregadas 23 mil unidades al plan provincial

Este fin de semana, familias paipperas aborígenes de la colonia La Primavera aportaron su primera cosecha de choclos, para ser incorporada a los bolsones saludables del Plan Provincial Alimentario Nutrir. Sumaron 23 mil unidades en esta primera histórica jornada de integración real y efectiva, cifra que se irá incrementando durante esta semana.

En esta primera etapa cada familia cosechó, en sus propias chacras, entre 1.500 y 2.000 unidades de choclos, para ser comercializadas al Gobierno de la Provincia y luego distribuidas a otras familias formoseñas que son beneficiarias del Plan Nutrir. De esta manera, se convierten en los primeros proveedores de procedencia aborigen en vender su producción al Plan, ya que hasta el momento estas comunidades se caracterizaban por la producción para autoconsumo o la venta de excedente a pueblos aledaños.

En un trabajo conjunto entre productores aborígenes de La Primavera, el acompañamiento del Programa de Asistencia Integral al Pequeño Productor Agropecuario (PAIPPA), el Instituto de Comunidades Aborígenes (ICA) y el Ministerio de la Producción y Ambiente que brindó la asistencia técnica y asesoramiento, se dio inicio tres meses atrás a la preparación de las tierras y A la siembra. Hoy, después de la primera recolección de choclos, la producción está lista para su comercialización.

La gestión de este proyecto estuvo encabezada por el diputado Carlos Hugo Insfrán y a través del Plan Provincial Alimentario Nutrir se realizó la compra y el transporte de los productos hasta la ciudad capital. 

Este aporte de las comunidades aborígenes al Plan representa un hecho de suma importancia, que pone de manifiesto las propuestas inclusivas del gobierno provincial para lograr el desarrollo y la plena participación de los comprovincianos aborígenes, en igualdad de condiciones con el conjunto de la sociedad formoseña.

Soberanía alimentaria

Avances de esta naturaleza fortalecen las políticas nutricionales que lleva adelante el Gobierno de la Provincia, como así también fomenta la independencia económica de los pequeños productores aborígenes y contribuye a la soberanía alimentaria, pilares fundamentales del Plan Nutrir.

A principios del mes de mayo, el gobernador Gildo Insfrán dispuso medidas para mitigar el impacto de la pandemia y esto no sólo implicó ampliar la cobertura de beneficiarios de este programa alimentario provincial, sino también incrementar el presupuesto para la compra directa de alimentos a los pequeños productores paipperos.

Con estas acciones se pretende motivar a más familias aborígenes a que se sumen a la iniciativa. Algunas de ellas están muy animadas, empezando también con la siembra de batatas y zapallos, en menor cantidad, lo que podría convertirse en el inicio de un proyecto mucho más grande con el transcurrir de los meses.