Salud mental: La línea 107 como herramienta de contención

Compartir

En el contexto del aislamiento social, preventivo y obligatorio por el Covid-19, aumenta el nivel de preocupación, ansiedad o miedo en algunas personas, a causa del estado de alarma existente y, en algunos casos la soledad.

Para afrontar esta situación, los referentes del Consejo de Atención Integral de la Emergencia COVID-19; en este caso el ministro de Gobierno, Justicia, Seguridad y Trabajo Jorge González y el director del Hospital Central, Mario Romero Bruno, manifestaron las acciones que se llevan adelante para cuidar la salud mental de la comunidad durante la cuarentena.

En sentido, el ministro González indicó que la línea 107 es una herramienta de comunicación fundamental, “desde el Ministerio de Gobierno se realizan llamadas a distintas personas de la provincia para conocer cuál es el estado en el que estaban llevando adelante la cuarentena y realizar lo que se denomina una escucha activa”.

Precisó, que un equipo de profesionales realiza más de 130 llamadas diarias y ello “nos permite ir viendo en distintos lugares de la provincia cómo se está viviendo este momento, cuál es la situación que tienen y también si está a nuestro alcance solucionarlas”.

El ministro destacó el grado de participación de la sociedad dado que “los llamamos con un número a la vista y más de una vez nos devuelven las llamadas planteando un tema interesante”.

Asimismo, puso en relieve el trabajo de contención que llevan adelante diferentes asociaciones, organizaciones no gubernamentales, organizaciones libres del pueblo, iglesias, “que también han generado mecanismos de escucha activa para la gente”.

Cabe señalar que desde el Ministerio de Gobierno, se recalca que además de la línea 107, se encuentra disponible la línea 144 para denunciar casos de violencia de género. Ambas líneas son gratuitas y funcionan las 24 horas del día.

“Quienes estén atravesando una situación de soledad, trate de comunicarse con nosotros, es importante que en este momento nos escuchemos”, agregó González.

Por su parte, Romero Bruno, indicó que la cuestión psicológica tiene dos aspectos “una que tiene que ver con la preparación al equipo completo de salud –desde el administrativo al médico- estar preparados para enfrentar esta lucha y el ánimo debe estar en alto con una buena actitud de servicio. En eso se está trabajando en los hospitales con reuniones del equipo con psicólogos”.

“Por otro lado esta lo que nos pasa a todos como seres humanos, estamos en una situación que no hubiéramos imaginado hace tres meses atrás. Se trata de conllevar este momento entendiendo que el esfuerzo que estamos haciendo –y un poco más los profesionales de salud- es para mejorar la Salud de nuestra comunidad, de nuestra familia”, continuó el médico.

Para finalizar informó que se trabaja en la creación de un grupo de profesionales de la salud mental para que, a través de llamadas y videollamadas, puedan complementar el trabajo que se realiza con la línea 107.