Compartir

La empresa Smart Energy instalada en Formosa, hace un tiempo atrás llegó con una fuerte apuesta al desarrollo y crecimiento a nivel tecnológico, sustentable e industrial, creando sus proyectos fuertemente ligados al uso racional y sustentable de la energía y con el objetivo de crear fuentes de trabajo para los formoseños.

Smart Energy, apuesta al crecimiento y desarrollo técnico-constructivo, requiriendo mano de obra local. Se encuentra instalada en un predio equipado y acondicionado en el Polo, Científico y Tecnológico, con las condiciones óptimas para que trabajadores formoseños puedan desarrollar sus tareas diarias.

La empresa crea productos innovadores, para mejorar la calidad de vida, utilizando tecnología avanzada y energía solar. Actualmente, una de las propuestas más sobresalientes, con una visión y planificación a futuro, es la construcción de viviendas sustentables e inteligentes, que serían destinadas a las comunidades aborígenes.
En base a las viviendas diseñadas por el IPV (Instituto Provincial de la Vivienda) que tienen en cuenta las necesidades para las comunidades aborígenes, Smart Energy propone desarrollar productos y tecnologías para aplicar a estas viviendas, con el fin de que sean autosuficientes a través de energías renovables, fortaleciendo la sustentabilidad y el ahorro energético.

¿Cuáles son las características de las viviendas?

El modelo de vivienda, utiliza Iluminación exterior solar, su funcionamiento es muy sencillo; donde las luminarias poseen un panel solar integrado, que capta la energía recibida durante el día para ser utilizada a la noche. Además, cuenta con un sistema de batería interna, que almacena energía adicional, para ser utilizada en caso de días nublados y el encendido es automático.

¿En qué se basa el sistema de paneles solares?

El sistema se compone por paneles solares, banco de baterías y un inversor OFF-GRID. La energía solar, es captada por los paneles fotovoltaicos y es almacenada en las baterías. Esa energía es transformada por el inversor – a corriente alterna- para así poder ser utilizada. Este tipo de sistemas funcionan, independientemente de la red eléctrica. Las baterías, permiten almacenar la energía necesaria para cubrir los consumos eléctricos durante la noche. El uso de este sistema, favorece a los usuarios que principalmente no tienen acceso a la red eléctrica.

¿Qué poseerían las viviendas?

En primer lugar, cuentan con un termotanque solar que capta la energía que recibe del sol y calienta el agua; el agua puede ser utilizada para la ducha, el lavado de platos, etc. El principio de funcionamiento de los calefones solares, está basado en el movimiento del agua entre, el captador de energía solar y un tanque de acumulación o termotanque solar.
El agua absorbe el calor del sol dentro del colector y luego se almacena en el termotanque solar, repite el este ciclo hasta que la temperatura alcanza el nivel deseado. El agua fría, ingresa al termotanque solar, se calienta a una temperatura promedio en verano de hasta 90° y en invierno hasta 70°.

En caso de que haya entre 2 o 3 días nublados consecutivos, el dispositivo no va a calentar. Sin embargo, el tanque capta la energía recibida y la almacena de forma tal que pueda tener agua caliente hasta por 24hs posteriores a la última radiación solar. En segundo lugar, tienen una cocina solar, artefacto que utiliza una superficie reflectaría para concentrar la energía solar incidente y generar la temperatura adecuada para la cocción de los alimentos. Su uso es sencillo, sólo es necesario orientar el artefacto adecuadamente, en la dirección del sol.
El tiempo de cocción, es similar al de las cocinas convencionales y se pueden realizar todo tipo de recetas y preparaciones, ya que permite: hervir, tostar y calentar alimentos. Su uso no emite contaminación atmosférica ya que funciona 100% con energía solar.

Depósito de lluvia

Por otro lado, cuentan con un depósito de agua de lluvia, donde la superficie del techo es utilizada para captar el agua de las lluvias, luego es recolectada a través de canaletas, que envían el agua hacia un tanque de filtrado; donde la bajada pluvial separa las hojas y desperdicios grandes del agua. Luego, con arena y grava se filtra el agua de las primeras lluvias y se las envía más limpias, hacia otro tanque. Estas aguas ya sirven para riego y limpieza, pero continúan depositando sedimentos en el fondo.
Hay que tener en cuenta que, el agua para ser potable, debe pasar por un sistema de filtrado donde se eliminan los contaminantes aún más finos, con carbón activado. Una vez en el tanque superior de la vivienda, se procede a la desinfección, a través de un flotador con cisterna mayor que dispensa el cloro necesario para eliminar cualquier bacteria y dejar el agua potable, lista para su consumo. Finalmente, cuentan con un sistema acuapónico doméstico, que puede ahorrar hasta 90% de agua en relación con la agricultura convencional, además es totalmente ecológico; donde conseguimos un fertilizante no contaminante, que es totalmente natural. Pueden cultivarse todo tipo de plantas subterráneas o vegetales de raíces con gran éxito.