Compartir

Las previsiones realizadas por el gobierno, al intervenir en tiempo y forma en un afluente tan importante como es el rio del Norte, permitió que progresivamente se vaya abasteciendo de agua los reservorios de importantes poblaciones criollas y aborígenes que se encuentran en cercanías y/o aledañas a la ruta 86, en el noroeste del territorio.

Y esto a partir de avanzar la recarga del bañado La Estrella que se nutre de las aguas del rio Pilcomayo, con lo cual se da el reaseguro del vital liquido a unas tres mil familias que residen en la franja que va desde Rio Muerto a Zalazar.

Así lo certifico el presidente de la junta vecinal de Posta Cambio Zalazar, Melanio Acosta, afirmando que “se han llenado los reservorios y otras están en vías de recibir agua en pueblos y colonias desde la zona del Rio Muerto, Guadalcazar, Lamadrid, Punta del Agua, Bajo Hondo y desde la comunidad de El Descanso donde está la toma el agua ya había ingresado hace 48 horas, y este jueves en horas tempranas las primeras riadas comenzaron a llegar a nuestra jurisdicción”.

Con las obras ejecutadas las poblaciones están en condiciones de hacer uso del agua tanto para el consumo humano, por medio de sus respectivas plantas de agua potable, que se proveen de las mismas cuanto para su utilización por parte de  los pequeños y medianos productores, de modo tal que  sigan generando el fruto de su esfuerzo que les garantice sustentabilidad  en forma genuina.